Santiago: Palabras de Mónica Caballero en solidaridad con Alfredo Cospito

by • 22 noviembre, 2022 • Carceles, Europa, Mundo, Noticias, comunicados y columnas, PresxsComments (0)679

Solidaridad activa con Alfredo Cospito

Desde hace algunos días, recibí la noticia que el indócil, Alfredo Cospito comenzó una huelga de hambre, para que le dejaran de aplicar el régimen de tortura legal 41 bis.

Para quienes no conocen a Alfredo Cospito, él es un compañero anarquista secuestrado por el estado italiano, desde el año 2012, por el atentado en contra de uno de los responsables del desastre nuclear en Fukushima. Dicha acción fue adjudicada por la fracción Olga FAI-FRI y asumida por Alfredo.

Después de esta condena al compañero, lo han procesado por varias operaciones represivas, como; Scripta Manet, Sybilla las cuales han logrado conseguir condenas y han sumado más años a la ya larga pena del compañero.

El 41 bis, es básicamente un régimen de aislamiento total, en el que se coarta, limita y censura al presx en todas sus comunicaciones. La censura es una de las principales motivaciones que ha tenido el estado italiano, para aplicar el 41 bis a Alfredo, el compañero siempre que ha tenido la oportunidad, ha difundido las ideas anárquicas informales que instan a la acción, como de la misma forma, también se ha preocupado de ser parte de los debates que diversos grupos e individualidades impulsan en distintos territorios.

De esta forma Alfredo, pese a todas las dificultades, sigue siendo un compañero activo y muy valioso en la construcción de los idearios destructivos. Lxs poderosxs saben que la pluma de Alfredo es peligrosa, por eso es mejor dejarlo en la jaula, lo más pequeña posible y con la mayor cantidad de ojos que puedan controlar cada uno de sus movimientos.

El 41 bis, nació para desarticular bandas criminales, mafiosas, sometiendo a sus líderes, al aceptar el arrepentimiento y dejar su organización, a cambio de salir del régimen. Es necesario y urgente denunciar que un preso puede morir, como ya ha ocurrido a causa del 41 bis, aislado en un régimen penitenciario especial que, entre otras restricciones, consiste en un aislamiento de 22 horas al día, con una sola posibilidad de visita con un miembro de tu familia, una vez al mes, con una duración máxima de una hora de visita a través de un vidrio divisor, sin contacto físico. Con prohibición de recibir libros y cualquier otro tipo de documentos del exterior.

De acuerdo con las últimas modificaciones del año 2009, el ministro de justicia puede disponer esta pena de prisión, para cualquier detenido, acusado de delitos relacionado con el crimen organizado, mediante un primer decreto por un período de cuatro años, renovable y de forma indefinida, cada dos años.

En el caso de Alfredo, salir del régimen, es algo más complejo, ya que el no pertenece a ninguna organización y en caso de arrepentirse, tendría que hacerlo de la Anarquía.

 Alfredo ha sido bien claro en su postura frente al régimen penitenciario, su respuesta inclaudicable de no someterse, ni arrepentirse, manteniendo una disposición de luchar, usando su cuerpo, como herramienta, es una muestra más, de las fuertes convicciones sediciosas que posee.

Con estas palabras, quiero hacer un llamado a todo aquel que se hermane con Alfredo a difundir su situación, solidarizar y sobre todo a actuar en contra de quienes colocan, más eslabones a la cadena de Cospito.

Aprovecho la ocasión para enviarle un fuerte abrazo cómplice, a mi compañero Juan Sorroche, que se sumó a la movilización de Alfredo. Alfredo y Juan, sus acciones y coherencia, ¡llenan de orgullo los corazones antiautoritarios!

Por la destrucción de toda forma de dominio,

Fuego a las cárceles,

Fin al 41 bis.

¡Viva la Anarquía!

Mónica Caballero Sepúlveda

Presa Anarquista

Noviembre 2022

Pin It

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *